El puerto fusiona el mar mediterráneo con una ciudad marinera, hospitalaria y de gran belleza, tierra de grandes vinos. En Alicante se disfruta de la luz, la brisa, el azul de su cielo y su excelente gastronomía.
Tira de madera